Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información estadística del uso de nuestra página web y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.
Cerrar
PlanetadeLibros

Lanzamiento en vivo

Tiendas Web

Recomendado

Gabo + 8

Gabo + 8

Guillermo Angulo

Un Gabo íntimo, anterior a la fama, cuando era un ciudadano de a pie. Un retrato conmovedor por uno de sus amigos más cercanos.

Sinopsis de Gabo + 8
Este es el libro de un memorioso que ha alimentado su vida contando historias y atesorando anécdotas propias y ajenas. Y claro, sobre todo ha pasado su vida haciendo bellas y memorables fotografías, cuidando orquídeas con sus pulgares, queriendo a los suyos de manera insobornable y, algunas veces, conspirando para que sus amigos se quisieran más.
Angulo conoció a Gabriel García Márquez en París, en los años cincuenta, cuando muchos de sus contemporáneos habían emprendido el viaje para hacerse al mundo. Aquél Gabo, feliz e indocumentado, resulta en estas páginas de una intimidad y una calidez abrumadoras: desde sus primeros libros, con la presencia inequívoca de su primer agente y editor, Alberto Aguirre, hasta los días en que se cumplió la triste profecía de la peste del olvido. Y claro, ocho amigos entrañables que lo acompañaron en su camino.
Este es el libro de un memorioso que ha alimentado su vida contando historias y atesorando anécdotas propias y ajenas. Y claro, sobre todo ha pasado su vida haciendo bellas y memorables fotografías, cuidando orquídeas con sus pulgares, queriendo a los suyos de manera insobornable y, algunas veces, conspirando para que sus amigos se quisieran más.
Angulo conoció a Gabriel García Márquez en París, en los años cincuenta, cuando muchos de sus contemporáneos habían emprendido el viaje para hacerse al mundo. Aquél Gabo, feliz e indocumentado, resulta en estas páginas de una intimidad y una calidez abrumadoras: desde sus primeros libros, con la presencia inequívoca de su primer agente y editor, Alberto Aguirre, hasta los días en que se cumplió la triste profecía de la peste del olvido. Y claro, ocho amigos entrañables que lo acompañaron en su camino.
Cargando...